genesis del deseo

                                                                                                          Título de la obra:                génesis del deseo
Autor:                                 Dandy vilmer ruiz estrada
Técnica:                              Acrílico sobre lienzo

                                  Descripción:

Mi obra artística representa el encuentro de dos emociones, que por su belleza son atraídas por la pasión del deseo. Uno de los factores principales es que no se tomó conciencia en lo que deseamos.
El encuentro se presenta por las circunstancias de lugar, espacio y tiempo. Imaginación de sus propios pensamientos, atraídos por lo que desearon.  
Esta realidad existe en todas las personas de nuestro entorno, y también una verdad que construlle el génesis de nuestros errores, en no saber qué es lo que desean, si es para beneficio propio o a quien favorece lo que deseamos cuando nos emocionamos.
El deseo nos emociona, y al mismo tiempo nos hace perder un minuto de experiencia y conocimiento por complacer y tener; nos olvidamos el contexto, a quién nos acercamos y cómo se nos presenta; pueden ser hermosos, fuertes, seductores, majestuosos, o populares, y no miramos su naturaleza, de dónde vienen o cómo fueron moldeados como individuos. Nos segamos del peligro y las consecuencias en arrastrar a otros cuando le hacemos daño, un futuro que termina en un triste final, con divorcios, amenazas, violaciones a todos los  derechos, esclavitud, feminicidio, vicios, acosos, denuncias, madres solteras, niños huérfanos, abandonados, asesinados, maltratados, violados, humillados, explotados por no saber elegir, se dejan seducir  por el deseo de tener.
Hoy y desde hace muchas temporadas se rompió la línea del tiempo, en donde el valor era importante; ahora no existe, se menciona, pero no se siente.
La realidad es que le damos vida a la medusa en nuestros pensamientos, con todas las serpientes en nuestras cabezas.  ¿Por qué? Cuando deseamos algo y lo tenemos a nuestro lado, recién nos damos cuenta que no tenemos  lo que hemos deseado.
Simple. No tomamos conciencia al escoger el camino correcto de nuestra vida,  caemos en la necesidad de tener y no conocer, por complacer el placer.
Nadie entiende que el mal deseo es ansiedad a ser esclavo del sufrimiento, haciendo que nuestro DIOS salga de su trono, cuando nuestro pensamiento nos guía al camino fácil  del infierno.
Porque somos lo que pensamos y actuamos como hemos pensado.
Por todo esto, desear no es malo; solo no hay que  caer en el placer de nuestro pensamiento.
Mi mensaje es que  aprendas a satisfacer el deseo de tu corazón porque es la clave donde te deleitarás a ti mismo de las cosas buenas que has deseado.
Piénsalo.                                                                                                                          EL DANDY

Comentarios

Entradas populares de este blog

Nature - Mother And Life

Naturaleza, madre y vida

The Wish Of God.